MACCA01.jpg

En esta pieza, Paul McCartney canta nostálgicamente sobre su tiempo en The Beatles. Aunque la canción tiene detalles autobiográficos, el visual que la acompaña toma una ruta ficticia, siguiendo a dos jóvenes aspirantes a músicos en el Sur de los Estados Unidos durante los años cincuenta.

Dirigido por Vincent Haycock y filmado en Natchez, Mississipi y Faraday, Lousiana, el clip en blanco y negro intercala escenas de los personajes con material de McCartney liderando una sesión de jam. Durante esta sesión, Johnny Depp hace un cameo, tocando la guitarra mientras viste uno de sus inconfundibles sombreros.

Es el tercer video de McCartney en el que Depp aparece, luego de «My Valentine» (2012) y «Queenie Eye» (2013). Al respecto, Macca bromeó, «se está convirtiendo en una broma recurrente. Él es como el Alfred Hitchcock de mis videos».

Miren el clip por acá:

MACCA02.jpg