Harrison-Ford-In-The-Expendables-3-Movie-Wallpaper-800x450.jpg

Harrison Ford terminó «golpeado pero bien» ayer jueves luego de que su aeroplano de entrenamiento de la Segunda Guerra Mundial perdiera poder y se estrellara en un campo de golf en California, según afirmaron familiares y autoridades.

El actor de 72 años, que estaba conciente y respirando cuando fue asistido por equipos de rescate, fue estabilizado y llevado a un hospital donde estuvo en condición de moderada a estable, según reportes.

Fuentes cercanas informaron a NBC News que Ford se golpeó con el manubrio y la consola del avión, por tanto tuvo que ser sometido a cirugía el jueves por la noche.

El actor, conocido por roles en películas como Star Wars, Indiana Jones y Blade Runner, sufrió una fractura de brazo y tremenda herida en su cabeza, entre otros golpes.

Ben Ford, el conocido dueño de restaurantes e hijo del actor, dijo en Twitter que su papá estaba «golpeado pero OK», luego del accidente que sucedió a las 2:20 p.m. hora del Pacífico.

La publicista de Harrison, Ina Treciokas declaró vía correo electrónico:

«Él quedó bastante resentido y está en el hospital recibiendo ayuda médica. Las heridas que recibió no son mortales y se espera que tenga una completa recuperación».

Ford forma parte del elenco de The Force Awakens, la nueva entrega de Star Wars dirigida por J. J. Abrams y recién se anunció su involucramiento con una segunda parte para la icónica cinta de sci-fi Blade Runner, la cual estaría dirigida nuevamente por Ridley Scott.

Así quedó el aeroplano del astro luego del accidente:

Vía NBC News.

fordplane.JPG